Consistencia de marca

Cómo lograr uniformidad en la imagen de tu marca

En el mundo de los negocios, la consistencia es un tema importante que se trata en diferentes ámbitos. 

Como este es un blog dedicado al branding, vamos a centrarnos en este post a la consistencia desde el punto de vista del diseño y del contenido. 

Cuando se trata de diseño, la consistencia significa contar con una apariencia con la que las personas puedan familiarizarse y que además, a través de diferentes experiencias, logren entender la esencia de tu identidad. 

De ahí que el estilo visual y los elementos gráficos de la identidad de tu marca han de estar totalmente definidos y correctamente aplicados en los puntos de contacto con tu público (en tu web, en tus redes sociales, en los vídeos de tu canal de Youtube, en las imágenes de tus perfiles, en tu newsletter… etc). Todo debe representar la esencia de tu marca. 

De esta manera, lograrás una conexión con tu público y el entendimiento real de lo que haces. 

Para lograr consistencia en la imagen de tu marca te recomiendo que sigas estas fases de forma consecutiva. 

1. Define tu marca

Para tomar decisiones estratégicas sobre el diseño de tu marca lo mejor es partir de un trabajo previo de definición. Has de definir conceptos como:

Para esta fase te recomiendo, lo primero de todo descargarte tu ejemplar de Plan de Branding que ofrezco de manera gratuita en mi galería de recursos

Para ir rellenando cada apartado del Plan puedes buscas el término en la lupa que aparece en el buscador dentro de cada post para ayudarte en cuestiones que quizá te sean complicadas de entender a priori. 

Después, anota los Fundamentos de marca y crea tu Manifiesto. 

Si tienes claro los conceptos no debería resultarte difícil rellenar el último capítulo del Plan de Branding sobre la Personalidad de marca

2. Diseña tu Identidad Visual 

Este es el segundo paso hacia la consistencia de marca. 

En este punto, diseñaremos los elementos comunes que nos acompañarán en el día a día con nuestra marca. Son elementos que utilizaremos para diseñar las cabeceras de nuestros post, nuestra página web, la apariencia de nuestro canal de Youtube o el estilo de nuestra newsletter, por ejemplo. 

Por eso, esta parte tampoco nos la podemos saltar. Para poder tomar decisiones certeras de diseño, como los colores, las tipografías, el logotipo… etc necesitaremos contar con nuestro Plan de Branding y con la ayuda de un experto en Branding y así alinear nuestra imagen con nuestra identidad y propósito. 

También contar con ayuda de un diseñador gráfico o diseñadora gráfica para la parte técnica para poseer nuestros elementos en el formato y calidad adecuados. 

Los elementos visuales que toda marca debería tener son: 

  • Logotipo y variantes 
  • Tipografías
  • Colores de marca
  • Fondos e iconos
  • Moodboard

Compila todos los elementos gráficos de tu identidad visual en un Styleguide para que puedas verlos todos en un solo golpe de vista. 

Aquí tienes un ejemplo de Styleguide, también en la galería de marcas podrás ver más ejemplos de casos reales que ya cuentan con su imagen de marca consistente. 

Ejemplo Styleguide de Cristina Segura

3. Redacta tu identidad verbal

Este es otro de los pasos que usualmente se saltan la mayoría de las personas que se lanzan a construir su propia marca. 

Tan importante como su compañera, la identidad visual, la identidad verbal trata de crear consistencia desde el punto de vista de los contenidos. 

Los textos de tu web, los mails a tus suscriptores, el copy de tus publicaciones, los contenidos de tus videos… todo debe partir de lo que previamente has definido en tu identidad verbal. 

Para conocer más sobre los elementos que componen la identidad verbal te animo a que extiendas información en este enlace que te llevará a un post donde hablo específicamente sobre ello. 

Qué es Identidad verbal

Identidad verbal es el tono, los contenidos y la voz de nuestra marca

4. Aplícalo a todos tus puntos de contacto

Una vez cuentes con tus fundamentos y la estrategia de marca trabajados en el punto 1, creado tu identidad visual y verbal de los puntos 2 y 3, ya estaremos en disposición de entrar en la fase número 4. Esta fase 4 es donde comienzan la mayoría de los negocios partiendo de un logo y unos colores, nada más. 

Este es el error máximo que genera una marca con poca personalidad, sin gancho y sin alma. Incapaz de conectar con el público a nivel profundo y de ser reconocible entre los demás de su sector. 

Si sigues los pasos tal y como te digo, lograrás resultados a la altura de los ejemplos que podrás ver en mi galería de marcas, ya que todas ellas han pasado por este proceso. 

¿Qué son los puntos de contacto? 

Los puntos de contacto son aquellos lugares físicos o digitales donde tu público y tu marca tienen un encuentro. 

Si necesitas saber los puntos de contacto más comunes, puedes hacerte con mi Brand Checklist, disponible en mi librería de recursos gratuitos. No quiere decir que necesites todos, cada caso es diferente, pero sí puedes marcar con una “x” los puntos de contacto que ya tienes o los que quieres tener a futuro. 

Por de pronto podemos enumerar unos cuantos puntos de contacto habituales en pequeños negocios digitales o marcas personales: 

  • Página Web
  • Firma correo electrónico
  • Tarjeta de Visita
  • Perfiles sociales 
  • Post en Instagram
  • Canal Youtube
  • Canal Podcast

Ten en cuenta que todos los puntos de contacto por lo general llevan parte visual y parte de contenido, y ambas partes han de ser coherentes. Para ello, cada vez que tengamos que crear la imagen de un punto de contacto echaremos mano de la identidad visual y verbal de nuestra marca. 

De esta manera lograremos nuestro objetivo: 

Una marca coherente, representativa y única que se mantiene consistente a lo largo del tiempo y en todas las apariciones. Así nuestro público sabrá rápidamente que se trata de ti y de aquello tan especial y único que tienes para ofrecerle. 

Espero que te haya servido este post, y que te haya dado luz sobre el motivo por el que quizá tu imagen no lograba la suficiente uniformidad y personalidad. 

Si necesitas ayuda con tu marca, no dudes en contactar conmigo, para trabajar la parte estratégica, la identidad de tu marca y la aplicación práctica en tus puntos de contacto. 

¡Estaré encantada de ayudarte!

Si te quedan dudas o quieres compartir conmigo tu opinión sobre la consistencia de marca tienes libertad de expresarte en comentarios. ¡Y conversamos un rato!

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.